El esparto

27 años entre atochas

Esparte

Todo comenzó hace ya bastantes años a partir de una admiración por un mundo desconocido y sugerente. Han sido muchas labores, múltiples encuentros, búsquedas y relaciones con "mundos lejanos" que aún perviven en el presente.

"esparte" ha estado ahí y por ello trata de vincular de algún modo la tradición con el presente. Intenta, si cabe, acercar la dimensión estética actual al uso cotidiano y doméstico de piezas y labores que se utilizaban antiguamente. A ellos-as quizás les pasase desapercibido pero sin duda era artesanía viva. Que este recuerdo hacia nuestros antepasados sea cálido, que nos permita comprender mejor su vida.

Cesta de esparto

"esparte" nació con el propósito de traer a la memoria un sinfín de quehaceres y recuerdos que se han ido quedando en silencio colgados del tiempo. La persona que entra en "esparte" se va sumergiendo lentamente en costumbres, ambientes, tradiciones y situaciones ya muy olvidadas que, sin embargo, laten en el inconsciente personal y colectivo. Son formas, olores, colores, texturas, incluso palabras que nos sugieren y nos llevan a personas, trabajos, esfuerzos, vidas... Esparteñas, capazos, paneras, barjas, baleos, "bombonas" (garrafas), queseras, serones, meloneros, apartadores, jarpiles, costales, capazas, marguales (soplillos), cofines, tizneros, cahuleros, alfombras... son iconos de una vida remota casi imposible de comprender.

Barja de esparto

Otro ámbito de "esparte" es despertar el gusto por la artesanía. El tejido del esparto es un "arte sano". Y una vez seducida la persona vamos caminando de la pasividad a la actividad, vamos dejando de ser consumidores para convertirnos en productores de lo nuestro, de nuestros utensilios. Estos ya no llegan de lejos sino de muy cerca, de nuestras propias manos. El mismo ritmo de ir tejiendo nos devuelve al ritmo de la vida; nos desacelera y nos hace estar cada vez más presentes en una cadencia interminable de ires y venires con la mano guiando, acariciando. Esta presencia es garantía de creación porque, si escuchamos el propio ritmo de la labor (como decía el maestro Antonio "el de Capel"), la labor siempre nos habla; bueno es escucharla...

Lámpara de esparto

Cestas de esparto

Cesta de esparto
Barja de esparto
Lámpara de esparto

Esparte no es un portal de venta de labores.

Esparte tampoco es un lugar de "reventa" de piezas que otras personas han tejido con mucho esfuerzo.

Esparte es un lugar educativo con pretensión de homenaje y recuerdo. Es nuestra propia historia la que habita en cada labor y en el alma de sus fibras.

- Puedes interesarte por el precio de alguna labor concreta si lo deseas; pero si no estás dispuesto-a a pagar un precio aproximado de la pieza con arreglo a lo que supondría vivir de modo justo, NO PIERDAS el tiempo ni lo hagas perder a otros. Piensa en lo que tú ganas por una hora de trabajo y luego aproxímate con ello a lo que puede suponer el tejido de una labor concreta.(casi todas requieren 3 horas o mucho más)

Los derechos del autor están protegidos.

© 2016 esparte.(Consultar sección "marca")